La Trata de personas creció en un 92% en Bolivia

Bolivia es uno de los cinco países de Sudamérica con más casos de Trata y Tráfico de personas, según un estudio de la Organización de los Estados Americanos (OEA)

El índice de Trata y Tráfico de personas en Bolivia se incrementó en un 92,2% en los últimos 10 años. El 70 % de las víctimas son niños, niñas, adolescentes y mujeres jóvenes de 12 a 22 años de edad, informó la diputada Marianela Paco de la Comisión de Derechos Humanos de la Cámara de Diputados.

De 26 casos atendidos en los tres primeros meses del 2010, 21 fueron por el delito de Trata, según la Policía boliviana. Sólo en las ciudades de La Paz, El Alto, Cochabamba y Santa Cruz se tienen estadísticas sobre este delito porque cuentan con la División de Trata y tráfico de Seres Humanos.

Bolivia es uno de los cinco países de Sudamérica con más casos de Trata y Tráfico de personas, según un estudio de la Organización de los Estados Americanos (OEA), en tanto que el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) estima que cada año más de 1,2 millones de niños y niñas son víctimas de Trata en todo el mundo.

Proyecto de Ley contra la Trata

La Comisión de Derechos Humanos de la Honorable Cámara de Diputados del Estado Plurinacional de Bolivia prepara, desde la gestión 2007, el  “Proyecto de Ley Integral contra la Trata y Tráfico de Personas” que actualmente se encuentra en la agenda de la Asamblea Legislativa. Se espera que sea aprobado, a más tardar, el mes de agosto, informó la diputada Paco.

El Proyecto de Ley es impulsado por la Comisión de Derechos Humanos de la Cámara de Diputados y la Defensoría del Pueblo con el apoyo de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) y la Unión Europea (UE), y fue reformulada con la participación activa de organizaciones como la Mesa contra la Violencia Sexual Comercial de El Alto, integrada por instituciones públicas y privadas que trabajan en la prevención de ese delito, y la atención a las víctimas.

El mencionado documento está en proceso de sociabilización con diferentes sectores de la sociedad civil, el mismo que se inició en la ciudad de La Paz, el pasado 5 de mayo con el propósito de informar sobre su contenido e incorporar sugerencias pertinentes.

La norma consta de nueve capítulos cuyo objetivo es el de proteger la vida, la integridad física, psicológica de las personas, además de perseguir y sancionar, delitos que derivan de la Trata como la servidumbre, esclavitud y pornografía; también establece la adopción de medidas de protección, asistencia, integración social y laboral para las víctimas de este delito. Asimismo contempla la incorporación de agentes encubiertos para descubrir redes de proxenetas o delitos de trata y tráfico. En el caso del proxenetismo, el Proyecto de Ley plantea evitar la re-victimización e incorpora la atención, protección y la reintegración social de la afectada/o.

“Esta propuesta debe ser rescatada por la sociedad civil, los medios de comunicación  y debe ser destacada por la importancia que se le está dando al tema porque forma parte de un capítulo de los Derechos Humanos”, dijo a ANNI, Walter Arce, Jefe de Misión de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM).

Testimonio de la madre de una víctima

María Quispe, madre de una adolescente que fue víctima de proxenetismo solicitó a las autoridades del Estado mayores medidas de protección para las víctimas de estos delitos porque su hija sufrió la re-victimización por parte las instituciones estatales.

“El médico forense que atendió a mi hija le dijo ‘en cuánto te has entregado, por cuánto te has entregado’. Los centros de acogida son otro problema, mi hija ha estado nueve meses en un centro de Miraflores y los baldeaban con agua a las 12 de la noche, diciéndoles palabras obscenas. He caminado tres años en este problema y lo único que pido es humanidad”, señalo la mujer.